jeudi 27 octobre 2011

Héritage II


Fuí a visitarte. Otra vez.

Tú eres como el fuego no puedes salir de tu cueva, decía la canción… et qu’il repose en paix à jamais dans sa nouvelle demeure.

Calor sofocante de agosto. Siempre voy a visitarte cuando en Sol esta en lo mas alto, para que sea testigo de todo esto; y sobre todo porque yo nunca te abandoné. Voy subiendo los peldaños de esas interminables escaleras.

Mi Argel natal es toda colinas. Solo se sube, solo se baja. Nadie anda siguiendo un camino fijo, nuestras vida no transcurren en línea recta.

Los voy contando, maldiciendo todo ese calor, intentando olvidar. Pero no puedo. Lo bueno de cuando voy a visitarte es que siempre me da tiempo a pensar, sabes. Y te lo agradezco. Agradezco el que me dejes pensar, y no me tortures como a todos esos que se fueron sin preguntar. Recuerdo muy bien, que omitiendo los cuchicheos de las plantas, y los lloros de algunxs, en tu casa se podía gozar de un silencio…
                                                                      mortal.

Ellxs seguían andando, enseñándome el camino sin preocuparse de nada. Ya estaban acostumbrados. Mi alma y yo los seguíamos- subiendo, jadeando hasta llegar a lo más alto, hasta llegar a tu hogar. En la tierra en la que reposas salieron unas flores preciosas. No sé lo que son, ni me importa mucho saberlo. Me siento sobre una pierda que esta justo al lado y me pongo a contemplar este viejo cementerio de Bab El-Ouad (La Puerta del Río) Te recuerdo.

Empiezo a contarte cosas. Ya sé que es inútil pero tengo la sensación de que eso es lo que tengo que hacer. Ellos no se van, no se alejan, no entienden que un padre necesita intimidad con sus hijos. A veces estoy muy cansadx y poco me importa que se queden. Yo te sigo contando las cosas, conciente de que hablo rápido y lo mezclo todo, pero de algún modo feliz… porque estoy allí contigo.

Porque yo acabaré todo lo que dejaste, y
seré todo lo que no tuviste tiempo de ser//


7 commentaires:

Ricard a dit…

Precioso texto.
Todo es poco ante la grandeza de un padre.
Emotiva entrada.
Un abrazo.
Ricard

don vito andolina a dit…

Hola,preciosas letras van desnudando la integral y pura belleza de este blog, si te gusta la palabra elegida, la poesía, te invito al mio,será un placer,es,
http://ligerodeequipaje1875.blogspot.com/
gracias, buen día, besos trovadores...

don vito andolina a dit…

Hola,RChS,regreso ligero de equipaje a tu hermosa casa, aquí me quedo, muy agradecido, pasa buen día, besos sinceros...

Dangereusse' a dit…

Las lápidas nos dan esa sensacion de que querer escuchar lo que tenemos que decir.
Hermoso.

Victoria ♥ a dit…

nice post!

Azazel a dit…

'El mayor orgullo para un maestro es que su alumno lo supere' como se suele decir. Quizá con los padres pase lo mismo, tal vez su mayor orgullo sea verse superados por nosotros. Quizá.

¡Besos!

TORO SALVAJE a dit…

Me has emocionado hasta el túetano de los huesos.
Si lo sé no vengo.

Saludos.